Conoce a la Dr. Dima Kalakech

La Dra. Dima Kalakech, o Dra. K, como la conocen sus pacientes, es una ortodoncista y dueña de una exitosa clínica al norte de San Antonio en Cibolo, Texas. La Dra. K nació y se crió en el Líbano; desde muy temprana edad, decidió que quería tener una profesión donde pudiera combinar su pasión por […]

La Dra. Dima Kalakech, o Dra. K, como la conocen sus pacientes, es una ortodoncista y dueña de una exitosa clínica al norte de San Antonio en Cibolo, Texas.

La Dra. K nació y se crió en el Líbano; desde muy temprana edad, decidió que quería tener una profesión donde pudiera combinar su pasión por la ciencia con su gusto por el trabajo manual. Tuvimos la suerte de poderla visitar en un hermoso y soleado día. Lo primero que nos dijo la Dra. K fue que siempre le ha gustado ver a la gente sonreír. “Siempre sentí que para disfrutar la vida, tienes que disfrutar tu sonrisa, y es por eso que nombré a mi clínica “Embrace Orthodontics”.

La Dra. K es multilingüe y disfruta poder compartir su experiencia educativa con sus pacientes. Su lengua materna es el árabe. Toda su educación, desde preescolar hasta la  escuela de odontología, le fue impartida en francés, su segundo idioma.Posteriormente, a los veintitrés años de edad, viajó a Saint Louis, Missouri para asistir al prestigioso programa de especialidad de ortodoncia en la Universidad de Saint Louis. Completó su posgrado en ortodoncia en su tercer idioma, el inglés. La Dra. K comentó que esta situación es algo que le facilita poderse relacionar con sus pacientes, especialmente con aquellos que no nacieron o se criaron en los Estados Unidos.

A pesar de que no creció aquí, le encanta vivir en Texas con su esposo Chuck y sus dos hijos. Ella disfruta de la cultura, la amabilidad de las personas y el sentido de comunidad. La Dra. K también adora el estilo “oeste”: los sombreros vaqueros, las botas y todos los increíbles restaurantes donde hacen asados y barbeque. Para la Dra. K y su familia, el ejercicio y la salud espiritual también son muy importantes. “Nos encanta hacer ejercicio, viajar y estar activos al aire libre dondequiera que vayamos. He hecho un maratón completo, muchos medios maratones y ahora que nuestros dos hijos tienen 8 y 10 años, están participando en muchas carreras con nosotros”.

Algo que le gustaría compartir con las futuras generaciones de ortodoncistas es que no se olviden de priorizar sus metas y sueños; pueden tener todo lo que quieran en la vida, pero tal vez no al mismo tiempo. La Dra. K también comentó que no es fácil mantener el equilibrio en su vida, pero que ella disfruta el desafío de tratar de mantener un equilibrio en  su vida profesional y personal. “A veces hay que hacer sacrificios en ambos lados. Es realmente difícil cuando lo tienes que hacer del lado de la familia”. Ella dijo que simpatiza con las otras mamás y papás profesionistas que tratan de llevar un negocio y también pasar tiempo de calidad con sus hijos. Brindar una experiencia de primera clase en su clínica y pasar tiempo de calidad con su familia, son las razones principales por las que se despierta temprano cada mañana. Lo primero en su día es entrenar, luego pasar tiempo con sus hijos antes de que se vayan a la escuela, y luego se prepara para su día en Embrace Orthodontics. Ella dice que su rutina matutina le ayuda a mantenerse saludable y llena de energía.

Desde el momento en el que conoces a la Dra. K, se nota que le encanta ser ortodoncista. Ella disfruta cada momento de los tratamientos de ortodoncia con sus pacientes. A ella le encanta conocerlos, conocer a sus familias y compartir sus logros, nos dijo. La Dra. K cree firmemente que el tratamiento de ortodoncia va más allá de solo enderezar los dientes de un paciente, “ayudas a fortalecer su autoestima, mejorando su salud bucal y brindándoles una sonrisa que cambiará sus vidas”.

La Dra. K y su equipo aman el trabajo que hacen. Saben lo importante que es mantener una actitud positiva y tratar a los pacientes como si fueran parte de su familia. “¡Siempre promovemos una actitud positiva con nuestros pacientes y entre nosotros también! Queremos hacer lo mejor para cada paciente, y asegurarnos de que la mejor parte de su día sea su visita a Embrace. Promovemos y animamos a todos a tener una actitud de SÍ se puede, sin importar lo que esté pasando”.

La Dra. K y su increíble equipo trabajan duro tras bambalinas y se nota. Cuando nos despedimos ese día, ¡lo único que pudimos ver fueron abrazos, sonrisas y un gran entusiasmo entre los pacientes y el equipo!

Si pudieras ser un superhéroe, ¿quién serías?

Me encantaría ser la Mujer Maravilla. Ella era de un lugar lejano, pero encontró la fuerza para dejar una marca en un mundo nuevo y desafiante. “¡Qué puedo decir, las mujeres poderosas me inspiran! También aprecio el enfoque que la Mujer Maravilla tiene sobre la hermandad y la igualdad entre las mujeres, y para la Mujer Maravilla, todos somos iguales.”

¿Algunas cosas que puedan sorprender a las personas sobre ti?

Fui bailarina de ballet durante siete años. Me apasiona el yoga. Me encanta viajar, he estado en al menos 35 estados y planeo visitar el resto. Me encanta cocinar y experimentar con comidas étnicas. Por último, pero no menos importante, me encanta correr.