Conozca a la Dra. Cooper

Conozca a la Dra. Cooper La Ortodoncia siempre ha sido parte de la vida de la Dra. Cooper, inclusive desde antes de que terminara de cambiar sus dientes de leche por los permanentes. Cuando era niña, pasaba todas las tardes en el consultorio de su abuelito, que era ortodoncista, aprendiendo sobre la profesión. Para ella […]

Cooper Orthodontics Houston

Conozca a la Dra. Cooper

La Ortodoncia siempre ha sido parte de la vida de la Dra. Cooper, inclusive desde antes de que terminara de cambiar sus dientes de leche por los permanentes. Cuando era niña, pasaba todas las tardes en el consultorio de su abuelito, que era ortodoncista, aprendiendo sobre la profesión. Para ella era un mundo lleno de herramientas y técnicas que le fascinaban.  A la temprana edad de 5 años, ¡ya sabía hacer retendedores dentales! No sólo tuvo la oportunidad de aprender de la mano de su abuelo si no que también era una de sus pequeñas pacientes.

“A los 7 años tuve que usar un expansor de ortodoncia y después me puso frenillos. Luego me los quitaron y tuve un descanso con el retenedor,” platica con una gran sonrisa al recordar que perdió aquel retenedor. “Tenía que haberlo usado todo el tiempo pero perdí dos en el camino. Llegó el punto en el que mi mamá tuvo que pagarle a mi abuelo por ellos”, nos cuenta al reír.

Cuando la Dra. Cooper llegó a la universidad, ella estaba convencida de que quería estudiar negocios, pero después de pasar algunos semestres en la carrera, se dio cuenta de que extrañaba la ciencia y la oportunidad de poder resolver casos y situaciones que la desafiaran, como lo hizo en aquellos años que pasó con su abuelo en el consultorio. Fue en ese momento que ella se dio cuenta de que la ortodoncia, el negocio familiar, le permitiría combinar lo mejor de todas sus habilidades y pasiones: el ser emprendedora de negocios y el poder ayudar a la gente a través de su amor por la ciencia y los retos que conlleva.  “No se me viene a la mente otra profesión en la que uno pueda sumergirse en ambas partes, la clínica y los negocios. Eso es para mí la ortodoncia”.

“Nací en Tyler y me crié en Dallas. Me recibí de Baylor y completé mis estudios de Medicina Dental en la Universidad de Texas en el Health Science Center en San Antonio. Después hice mi posgrado en Ortodoncia en la Universidad de Saint Louis”, en Missouri.  Al estar en el centro oeste del país, ella no creía regresar a Texas pero la vida tenía otros planes. En el trabajo de su esposo decidieron transferirlo a Houston. Al llegar, ella decidió abrir su consultorio cerca del centro de la ciudad.

Bryn Cooper - Houston Orthodontist with StaffEl dirigir su propio negocio y atender a sus pacientes son las actividades más satisfactorias en su vida, y a la vez son las actividades con mayores retos.  “Cuando regresé a Texas y abrí mi consultorio, aunque soy nativa de aquí, no tenía tantos contactos de la profesión aquí,” platica. Inmediatamente, lo primero que hizo fue buscar formar parte de diferentes organizaciones profesionales como son la Texas Association of Orthodontists, y la Southwestern Society of Orthodontics. Éstas mismas le ayudaron a formar grandes relaciones además de mejorar su experiencia profesional.

El consejo que la Dra. Cooper le da a todos los practicantes en ortodoncia es sobre todo que se preparen para una vida de aprendizaje: “Pensé que el tener algo de conocimiento sobre el mundo de los negocios me daría una especie de escudo protector en el mundo laboral y ese no fue el caso; uno tiene que saber de qué está hablando en la parte de los negocios para que éste funcione”, dice ella. “Leo muchos libros sobre liderazgo, desarrollo personal y gestión de negocios. Me esfuerzo por seguir aprendiendo para así convertirme en un recurso confiable para futuros ortodoncistas”.

A ella le queda muy claro que en la vida no hay fracasos, sólo oportunidades para resolver problemas que, a su vez, nos llevan a mejoras en nosotros mismos.  A su forma de ver, uno de los elementos fundamentales de un negocio es el cuidado en las entrevistas y la selección de su equipo. “He aprendido a construir un equipo excelente cometiendo errores, contratando, despidiendo y hasta teniendo a gente que me ha renunciado… Sobre todo me he dado cuenta de que cuando la gente renuncia, ellos te están despidiendo a ti como jefe”.  La Dra. Cooper ha tomado lo mejor de esas experiencias y disfruta al máximo la oportunidad de poder entrenar a su personal para que puedan ellos llegar a su máximo potencial. “Es de las cosas que más me divierte al ser dueña y líder en mi consultorio.”

La Dra. Cooper continúa sus esfuerzos de hacer nuevos planes así como retomar otros para hacer crecer su consultorio. Su meta a 10 años es poder expandir su clínica y poder volverse mentora de futuros ortodoncistas. “Me encanta la idea de poder ser parte de una plataforma de lanzamiento para las carreras de otros”.

Algunas cosas que te sorprenderían de ella:

Soy casada, tengo una hija y dos perros golden retrievers. Me encanta correr y hacer yoga. Diario trato de ejercitar mi cuerpo de alguna u otra manera. Sobre todo ejercito mi mente escuchando podcasts y trabajando en mi negocio.  En la preparatoria, era una corredora de campo traviesa muy dedicada. Hasta llegué a competir en carreras a nivel nacional! Me encanta la moda. Leo la revista Vogue todos los meses de principio a fin.

Dr Cooper and Child